¿Por qué nos encanta la técnica paint-dipped?

¿Por qué nos encanta la técnica paint-dipped?

¿Cómo es un mueble con un acabado paint-dipped? Esta técnica en español vendría a traducirse como ‘sumergido en pintura‘. ¿Y por qué los dejamos pintados a medias? Pues simplemente porque se trata de algo original y divertido que se le debió ocurrir a algún diseñador hace unos años y lo incorporó en una de sus colecciones. Esta tendencia tiene dos vertientes, una más naif y otra más sofisticada y trabajada.

paint-dipped-muebles-2

En el primer caso, vemos una propuesta más delicada y dulce, en la que predominan los tonos pastel y los muebles vintage en madera clara. Esta técnica le aporta un toque infantil y relajado, en el que se combina el color del mueble en crudo con un color suave. De esa manera, vemos la mitad del mueble a natural y como la otra parece haber sido sumergida en un bote de pintura. Puede ser sólo la encimera de una mesa auxiliar, las patas o incluso la punta de las mismas. Como se trata de una técnica muy sencilla y entretenida, es muy común verla repetida, explicada e ilustrada en blogs de decoración y tendencias, pues para llevarla a cabo, tan sólo es necesario un mueble sin pintar o con un acabado en madera liso, un bote de pintura, cinta de carrocero y una bolsa de plástico.

paint-dipped-muebles-25

En el segundo caso, se opta por colores más oscuros y detalles más trabajados. Puede ser el caso de un mueble acabado en negro mate o en gris oscuro con tiradores dorados. ¿Queremos darle un toque diferente? Entonces, pintemos las patas en dorado sumergiéndolas directamente en el bote de pintura. Si queremos arriesgar un poco más, subamos un poco más arriba…Sí, hasta mitad del mueble. ¿Cómo lo hacemos sin estropear el mueble? Correcto, de nuevo utilizaremos la cinta de carrocero. Marcaremos el límite hasta donde pretendemos llegar y sólo nos queda pintar de dorado de la línea hacia bajo. Sencillo, ¿no? Por eso, esta técnica se ha convertido en una de las técnicas DIY fetiche en los últimos años, porque es medianamente sencilla de llevar a cabo y además, el resultado es genial.

paint-dipped-muebles-1

Esta técnica no sólo se puede aplicar a muebles, sino también a accesorios decorativos. En este caso, debido a sus proporciones, podemos sumergirlos parcialmente en el bote de pintura y dejarlos secar. Que tenemos unas macetas o unos jarrones lisos y muy sosos que están pidiendo a gritos que los personalicemos, pues adelante, puedes empezar con ellos antes de lanzarte a actualizar un mueble. Porque precisamente se trata de eso: de dar un toque personal y divertido a unos muebles que ya no aportaban nada a tu hogar y para ello se nos ocurren unas cuantas razones: porque el color ya no pegaba con la decoración, porque quizás tenían un aspecto viejo y descuidado, o porque directamente, de tan lisos que eran nos parecían extremadamente impersonales.

paint-dipped-muebles-26

¿Qué más podemos personalizar con esta técnica? ¿Qué suele ser también neutro e impersonal si no le añades un poco de decoración? En efecto: las paredes. Entonces, ¿qué tal si pintamos media pared, media puerta o la mitad de un cuadro antiguo de paso? Esta forma de pintar nuestras paredes aportará un extra de personalidad y color, que agradeceremos a la hora de decorar una habitación, pues esta técnica puede sustituir perfectamente un papel de pared o un panelado, dando un motivo de base para crear la escenografía que conformará nuestro dormitorio, comedor, salón o la habitación de los más pequeños.

paint-dipped-muebles-5

Ahora sí, este último ejemplo quizás sea el más divertido y juguetón. Os preguntaréis, ¿qué más queda por sumergir en pintura o pintar a trozos? ¡Bingo! Todo utensilio o herramienta que se precie, ya puestos, ¿no? ¿Qué tal si aplicamos esta técnica a nuestra cubertería, útiles de cocina o herramientas de trabajo (no hay nada más soso que eso ya…)? Pinta tus martillos, la cuchara de madera o tus cubiertos, y colorea del todo tu vida. Hasta lo más aburrido puede tener color si te lo propones, ¿por qué no? Eso sí, sé coherente y combina los tonos, trabajando con la misma gama de color o creando degradados.

paint-dipped-muebles-112

¿Te atreves?

 

No Comments

Post A Comment

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies. ACEPTAR